Cuéntame un cuento...

...o una historia, o una anécdota... Simplemente algo que me haga reir, pensar, soñar o todo a la vez, si cabe ..Si quereis mandarme alguna de estas, hacedlo a pues80@hotmail.com..

miércoles, agosto 8

Julisbol debe su nombre a un grito de guerra

(Leído en el periódico universitario de la 1ª quincena de diciembre del 2011)

En la Edad Media, en 1101, el emplazamiento del actual barrio zaragozano de Juslibol fue el lugar elegido por Pedro I de Aragón para construir una fortaleza con el fin de asediar Saraqusta, la Zaragoza musulmana.

En 1118 las tropas cristianas de Alfonso 1 El Batallador pusieron sitio a la ciudad musulmana de Saraqusta, que era conocida como Medina Albaida (la ciudad blanca), una de las grandes capitales del Al-Ándalus. El
sitio, capitaneado por Alfonso I, duró casi siete meses y el cuartel general se encontraba en lo alto de  Juslibol.

El topónimo Juslibol viene precisamente del grito de guerra de los cruzados pirenaicos "Deus lo bol" ("Dios lo quiere"). Estos cruzados fueron liderados por Gastón IV, vizconde de Bearne, y acudieron a la conquista de Zaragoza porque así lo había predicado el Concilio de Toulouse vociferando este reclamo. Así, el grito de guerra tiene también mucho que ver con la expansión del Reino de Aragón.

Gastón de Bearne jugó un importante papel en la toma de la actual capital aragonesa, convirtiéndose así de alguna manera en la mano derecha de Alfonso I El Batallador. Tradicionalmente se ha dicho que tras su muerte, la cual se produjo en un asalto a la ciudad musulmana de Valencia en 1130, su corazón fue enterrado justo en el lugar donde los fieles pasan y pisan cuando acuden a venerar la columna de la patrona de Zaragoza y Virgen del Pilar. El museo de la basílica conserva, asimismo, el bello olifante o cuerno de guerra en marfil y plata del noble bearnés.

Free counter and web stats